La canterana Marcet Berta Pujadas jugará en Primera División tras completar unas excelentes temporadas con la filial del Barça y la Selección.

“La perla azulgrana Berta Pujadas pone rumbo al Espanyol”. Con ese titular el ‘Mundo Deportivo’ daba cuenta de uno de los fichajes más sonados de este verano en el fútbol femenino. A sus 17 años, la canterana Marcet llega a Primera División como una de las jugadoras con mayor proyección en el panorama internacional. “Tiene un enorme recorrido y está llamada a tener un nombre propio”.

Con el fichaje de Berta, el RCD Espanyol pretende volver a ser protagonista tras una temporada no demasiado positiva. La central acaba de completar una gran temporada en el filial del FC Barcelona y está lista para dar el paso a la máxima categoría. Ya se entrenó varias veces con el primer equipo del club culé, y ahora el club perico la ficha como una de las incorporaciones clave de su Femenino A. Otro objetivo cumplido para una chica que empezó a destacar cuando vestía la elástica de la Fundación Marcet.

“Fueron unos años espléndidos a todos los niveles”, recuerda Yolanda Boix, madre de la central. “Tú puedes tener cualidades, pero si no sabes desarrollarlas te puedes quedar en el camino”, señala en alusión a la formación recibida en Marcet. “Luego ocurrió todo de repente: antes fue convocada a la Sub 12 catalana, y la misma semana llegó la llamada del FC Barcelona. A Berta le costó abandonar Marcet”.

A partir de ahí todos fueron éxitos. En 2015 fue convocada por la Selección española al Campeonato Europeo Sub-17 que tuvo lugar en Islandia. Empezó jugando 20 minutos en el primer partido. Los restantes, siempre fue titular. Y acabó levantando la copa con sus compañeras. Un éxito al que hay que sumar dos subcampeonatos de Europa y un tercer puesto en el Mundial Sub-17 celebrado en Jordania.

Hoy, según se lee en las páginas del ‘Diario La Grada’, Berta es una jugadora con “un talento más que contrastado” y en la que “hay depositadas muchas expectativas”. Según este periódico, “se trata de una central muy segura, con buena salida de balón, muy física y que además es polivalente, ya que también puede actuar en el lateral. El Espanyol, con ella en la plantilla, se asegura rendimiento inmediato y se augura un buen futuro. Atar a jugadoras de este calibre y proyección es clave para poder aspirar a más en un futuro”.

Compartir